18 sept. 2015

El reloj, tirano del paso del tiempo

Vivimos marcados y señalados por el tiempo. El reloj se ha convertido en un implacable tirano que nos dirige la vida. Hace décadas quedaron atrás los ciclos naturales que marcaban nuestros ritmos vitales. Las estaciones con sus épocas de siembra y cosecha, las festividades religiosas de Navidad o Cuaresma, acompañadas de cierto relajo en los trabajos durante el verano, han sido sustituidas por intensos calendarios laborales donde se tienen controlados de antemano las tareas y los tiempos y se atomizan los periodos de descanso.



Esta sociedad poliédrica no atiende a tiempos comunes a quienes forman la sociedad. Mientras estos desarrollan su actividad a lo largo de la mañana, aquellos trabajan durante los fines de semana y otros lo hacen en horarios nocturnos.


Esta entrada la marca el paso del tiempo. El texto pertenece al inigualable Julio Cortázar. Con la agudeza con que suele afrontar sus escritos, su legendaria Historia de Cronopios y Famas nos muestra estas instrucciones sobre los relojes. Ya aparecieron en este blog sus Instrucciones para cantar


También Giuseppe Verdi vuelve a acompañarnos con su más emblemática obra. La Traviata es la ópera más representada llegando a alcanzar las 750 representaciones en todo el mundo durante la temporada 2013/2014. 
Uno de los momentos más sublimes y dramáticos de la obra es el aria Addio del passato bei sogni ridenti, un desgarrador canto en el que Violeta, la protagonista es consciente de que se está despidiendo, no sólo de su amado Alfredo, sino, de forma irremediable, de su propia vida.
































Como dato curioso, en este aria es la única vez que se pronuncia la palabra Traviata en toda la obra.



La versión que traigo pertenece a la impactante puesta en escena de Willy Decker que se llevó a cabo en el Festival de Salzburgo, protagonizada por quien más visita este blog, la soprano Anna Netrebko, acompañada Rolando Villazón y Thomas Hampson bajo la dirección musical de Carlo Rizzi.




Si te gusta... ¡Comparte!

No hay comentarios:

Publicar un comentario